Lo que el e-commerce traerá en 2018

La inteligencia artificial como parte de la evolución de las e-commerce

Las nuevas tecnologías cambian a un ritmo vertiginoso con el objetivo de facilitar las gestiones del día a día. Los datos recogidos tras el último Black Friday apuntan a un crecimiento enorme del comercio electrónico con el auge de las ventas a través de las e-commerce, convirtiéndose en una gran apuesta para realizar las compras navideñas. La comodidad al poder comprar desde cualquier lugar y en cualquier momento evitando así las incómodas colas y aglomeraciones, es uno de sus grandes atractivos.

Las tiendas online han cambiado mucho, ofreciendo a sus clientes diferentes posibilidades y cosas que hace años eran imposibles de imaginar. En 2018, se centrarán muchos esfuerzos en introducir algunas novedades que sin duda facilitarán los procesos de compra.

Próximas tendencias

El móvil seguirá siendo el “rey”. Las compras a través de dispositivos móviles se han disparado en los últimos años por lo que se prevé que será el futuro. La mayoría de las tiendas online han mejorado mucho su versión móvil para que el usuario tenga fácil acceso y la compra sea fácil. Además, muchas han creado también aplicaciones en las que se puedan adquirir productos directamente sin tener que entrar en la página web oficial.

Atención al cliente muy presente. Una de las quejas más sonoras de los clientes online es que no gozan del mismo tipo de atención al cliente que cuando acuden a comprar a la tienda física. La falta de inmediatez o de personal hacen que la frustración de los usuarios acostumbrados a la rapidez han hecho que se busquen soluciones. Una de ellas están en la inteligencia artificial a la hora de automatizar el servicio de Atención al Cliente gracias a los chatbots. Estos son software inteligentes destinados a conversar con los clientes y resolverles sus dudas.

De esta forma, el servicio de Atención está disponible siempre independientemente de la hora o el día. Cada marca debe cuidar muy bien el lenguaje de estos “comunicadores”, así como su programación, para evitar así alguna respuesta errónea.

Más facilidad y rapidez. Cuanto más rápido y fácil sea el proceso de compra mucho mejor. Los clientes que adquieren sus artículos de forma online, especialmente cuando lo hacen a través de su teléfono móvil, quieren localizar el producto que desean rápidamente sin la necesidad de tener que realizar una búsqueda intensa.

En este punto también entran algunas nociones de la inteligencia artificial con las búsquedas inteligentes que ayudan a ajustar para localizar lo que el cliente está buscando. El pago también se hará en el menor número de pasos posible. Se ha demostrado que un potencial cliente al que se le pide una gran cantidad de tiempo, ya sea en búsqueda o en mil pasos para realizar el pago, termina abandonando su intención.

La inteligencia artificial como parte de la evolución de las e-commerce Clic para tuitear

Una de las opciones en las que se está trabajando para hacer la compra mucho más rápida es a través de la voz. Tomando como ejemplo el aumento de audios que mandan los jóvenes a través de aplicaciones para WhatsApp, algunas e-commerce han tomado ejemplo y ya proporcionan asistentes de voz en su proceso de compra.

Sistemas mucho más claros. Dentro de la propia tienda online, la organización debe ser impecable. Contar con un sistema de facturación electrónica que permita no solo llevar la contabilidad interna al día sino facilitar el documento al cliente que lo solicite.

Recepción de los pedidos mucho más inmediata. Este es, sin duda, uno de los grandes retos del comercio electrónico para las empresas de transporte y logística. En épocas en las que aumentan considerablemente los pedidos, este tipo de empresas ven aumentado el número de quejas de usuarios que no han recibido su pedido cuando se les indicó.

Cambios en la forma de pago. Parece que poco a poco el uso del dinero efectivo es menos frecuente en las tiendas físicas. Parece que algo similar ocurrirá con las tarjetas de crédito en las tiendas online. Para el usuario es molesto tener que introducir los datos de su tarjeta cuando quiere realizar una compra, sobre todo si no la lleva encima, por lo ahora es posible comprar a través de señas de identidad como la cara o la huella dactilar. Estos sistemas de pago “rápido” se están mejorando para garantizar su plena seguridad y poder garantizar así la emisión de una factura online correcta.

En resumen…

Si una marca quiere triunfar con su e-commerce debe estar al tanto de estas tendencias. Hoy en día, la no actualización es un pecado que los usuarios no perdonan, sobre todo cuando se trata de su tiempo y su dinero. Estas tiendas deben tener muy en cuenta su imagen y saber promocionarse a través de las redes sociales. El comercio online, sin duda, seguirá creciendo con la duda de si esto inclinará la balanza definitivamente a su favor en detrimento de las tiendas físicas.

Haciendo click, aceptas las Condiciones legales y la Política de privacidad.

Todos los derechos reservados © 2012 - 2018 KeyANDCloud

Preguntas frecuentes

Empieza ya tus 15 días gratis