Distintas obligaciones tributarias, diferentes modelos tributarios

Qué son los modelos tributarios

Los modelos tributarios son una serie de formularios en los que se comunica a la Hacienda Pública información sobre una determinada actividad económica. Cada modelo se corresponde con una obligación tributaria distinta y su presentación debe realizarse de forma periódica, bien trimestralmente o bien anualmente. Así pues, estamos ante una tarea laboriosa, obligatoria para aquellos sujetos tributarios que están obligados y condicionada a determinados plazos.

Qué modelos tributarios existen

Los modelos tributarios que tiene obligatoriamente que presentar un autónomo o PYME pueden ser de dos tipos: impositivos, si su presentación es requerida para el pago o para la declaración de un impuesto, o informativos, si con ellos lo único que hacemos es informar a la Hacienda Tributaria de la actividad que hemos estado desarrollando.

Así pues, también podemos distinguir dos tipos de modelos en función de la periodicidad de su presentación: modelos trimestrales y modelos anuales.

La pesadilla de los autónomos y las PYMES: modelos tributarios Clic para tuitear

Modelos trimestrales

Entre los modelos que se presentan cada tres meses se encuentran los siguientes:

Modelo 303: modelo de autoliquidación del Impuesto sobre el valor añadido. Es un impuesto que recae sobre el consumo y grava aquellas entregas y prestaciones de servicios realizadas durante un determinado período de tiempo.

¿Quién está obligado a presentarlo? Están obligados todos aquellos empresarios o profesionales que realicen una actividad económica.

Una  vez presentado, la liquidación puede dar un resultado positivo (a devolver) o negativo (a ingresar).

Modelo 130: modelo de autoliquidación del Impuesto sobre la renta de las personas físicas.

Aquellos profesionales que realizan una actividad económica, bien personalmente, o bien como parte de comunidades de bienes o sociedades civiles, deben declarar ese ingreso patrimonial generado en el IRPF. Dicha declaración se realiza mediante el pago fraccionado trimestralmente a través del modelo 130. Con este modelo, se declara un beneficio obtenido durante ese período de tiempo y se ingresa un porcentaje en concepto de anticipo de la declaración anual del IRPF.

¿Quién está obligado a presentarlo? Estarán obligadas todas aquellas personas físicas o miembros de comunidades de bienes o sociedades civiles que tengan la obligación de tributar por el IRPF y ejerzan una actividad económica.

Modelo 111: modelo de autoliquidación de retenciones e ingresos a cuenta, rendimientos del trabajo y de actividades económicas, premios y determinadas ganancias patrimoniales e imputaciones de Renta.

Este modelo es el que se debe presentar trimestralmente para declarar las retenciones practicadas a trabajadores, profesionales o a empresarios.

¿Quién está obligado a presentarlo? Están obligados todos aquellos empresarios, profesionales o empresas que durante el período de liquidación hayan retenido cantidades por nóminas, facturas a profesionales y compras de actividades.

​- Modelo 115: modelo de autoliquidación de rendimientos procedentes del arrendamiento o subarrendamiento de inmuebles urbanos.

¿Quién está obligado a presentarlo? Están obligados a presentarlos aquellos profesionales o sociedades que paguen una cantidad por arrendar un local, siempre que tengan la consideración de inmuebles urbanos.

Modelos anuales

Modelo 390: Resumen anual del IVA. Es una recopilación de nuestra actividad económica que se realiza en enero del año siguiente. Su presentación es obligatoria.

Modelo 180: es una declaración Informativa de rendimientos procedentes del arrendamiento de inmuebles urbanos. Es un resumen anual del modelo 115 y en él se incluyen todos los alquileres de locales realizados durante el último año.

– Modelo 190: es una declaración Informativa de  las retenciones e ingresos a cuenta y rendimientos del trabajo. Se trata de un resumen anual del modelo 111, donde aparecerán los trabajadores y profesionales contratados durante el último año.

Modelo 347:  es una declaración Informativa de operaciones con terceras personas. Solamente se presenta si un mismo proveedor o cliente realiza con el empresario o profesional operaciones por un importe superior a 3.005 €.

Modelo 349: es una declaración Informativa y recopilatoria de operaciones intracomunitarias. En él aparecerán todas aquellas operaciones que se realicen con clientes de la Unión Europea cada trimestre.

En resumen, las obligaciones tributarias llevan aparejadas la presentación de diferentes modelos tributarios en función del tipo de declaración del que se trate. Para los empresarios y profesionales supone un reto, no solo la presentación de todos estos modelos, sino sobre todo el hecho de llevar a cabo un control exhaustivo de toda la documentación y datos necesarios para la Hacienda Tributaria. Por ello, es imprescindible que el empresario o profesional cuente con un programa de facturación simple e intuitivo, pero que resulte totalmente operativo a la hora de trascribir toda la información precisa para cada modelo. En este sentido, el programa de facturación será óptimo si es capaz de presentar los modelos tributarios necesarios de forma automática, como ocurre con el programa KeyANDCloud. Con él ahorraremos tiempo y la ardua tarea de presentar impuestos cada poco tiempo nos resultará mucho más fácil. Sin duda, este programa se convertirá en una herramienta fundamental para gestionar de forma ordenada y clasificada nuestra información de facturación, y facilitará enormemente la tarea de presentación de declaraciones tributarias.

Haciendo click, aceptas las Condiciones legales y la Política de privacidad.

Todos los derechos reservados © 2017 KeyANDCloud

Preguntas frecuentes

Empieza ya tus 15 días gratis